Una transacción de Débito Directo SEPA puede ser revertida hasta 8 semanas después de la fecha del débito directo. Revertir un pago en la mayoría de los casos es fácil de hacer. Hay bastantes bancos que ofrecen la reversión de fondos sin indicar una razón a través de la plataforma de banca online. Esto significa que a menudo puede ser difícil saber el motivo de la reversión de fondos.

Cuando recibe una reversión de fondos a través de Mollie, se lo comunicaremos el siguiente día hábil mediante la exportación de transacciones fallidas. Las reversiones de fondos están marcadas con un código motivo MD06. En caso de una reversión de fondos, tendremos que cobrarle 1,85€. Estos costes serán agregados a los costes de transacción iniciales.

Las reversiones de fondos pueden ser difíciles de evitar. Una comunicación clara sobre la transacción y el pedido, entre usted y su cliente es crucial. De esta forma, minimizará las reversiones de fondos por un no reconocimiento de un pago por parte de los clientes o por no estar satisfechos con el producto. Le sugerimos una comunicación proactiva sobre el estado de un pedido y mostrar su ID de cobrador en su sitio web.

Cuando se realiza una reversión de fondos por un pago, existe la posibilidad de que la reversión de fondos se convierta en un Reporte de Débito Directo No autorizado, que dará lugar a cargos adicionales.

 

Consulta también: