Hacemos todo lo posible por evitar transacciones fraudulentas y devoluciones de cargos. También esperamos lo mismo de usted. Hay una serie de cosas a las que puede prestarle atención.

Comuníquese con claridad

Una de las razones por las que se puede devolver un cargo, es que el cliente no haya recibido lo que ha pedido. El producto o servicio no coincide con las expectativas del cliente. Puede evitar esto estableciendo una clara comunicación antes de asignar el pedido. Sea claro acerca de los productos y/o servicios ofrecidos con el fin de evitar cualquier malentendido. Además de una descripción clara del producto, asegúrese de tener unos términos y condiciones claros, una política de devolución y entrega y una política de privacidad. Mantenga al cliente informado del estado del pedido para que sepa cuando va a recibirlo.

Asegúrese de estar disponible

Puede sonar obvio, pero siempre asegúrese de estar disponible como empresa. Esto crea sensación de confianza con el consumidor. ¿No está siempre disponible? Entonces un cliente tendrá más probabilidades de revertir el pago.

Pagos 3D Secure

Los pagos 3D Secure son transacciones con tarjeta de crédito en las que el titular de la tarjeta debe ingresar, no solo el número de tarjeta, sino también un código o contraseña. Esto evita la posibilidad de fraude (transacciones realizadas con una tarjeta robada). En Mollie, todos los clientes que tengan una tarjeta de crédito con 3D Secure deben ingresar el código. En caso de que un cliente tenga una tarjeta sin 3D Secure, podemos seguir procesando la transacción. Sin embargo, es más seguro aceptar solo tarjetas de crédito 3D Secure. Háganos saber cuál prefiere.

Compruebe de dónde provienen las transacciones

Los pagos provenientes de fuera de la UE suelen ser más fraudulentos que los de dentro de la UE. También hay una tendencia creciente de casos fraudulentos que se originan en Inglaterra y Estados Unidos. Compruebe si el país donde se emitió la tarjeta coincide con el país dónde se encuentra el cliente. Si estos países difieren, podría tratarse de una tarjeta de crédito robada.

También verifique los detalles de la dirección. ¿Es una dirección real? A menudo puede encontrar la dirección a través de Google Maps. Si no es una dirección real, el pedido no llegará y, por lo tanto, el riesgo de una devolución del cargo es mayor.

Cuidado con los cambios notorios

¿Ha notado cambios en las transacciones de tarjeta de crédito que recibe? Por ejemplo, ¿el mismo cliente hace repentinamente múltiples transacciones consecutivas o el pedido se realiza desde países distintos al habitual? Es aconsejable investigar acerca de esto.

Verifique la información de contacto

Antes de la entrega (para grandes cantidades, por ejemplo), verifique si el cliente proporcionó información de contacto. Si es necesario, contáctelo por teléfono.

¿Tiene dudas de si una determinada transacción es válida? Siempre puede contactarnos para obtener consejo. En general, si tiene serias dudas, es mejor no continuar con el pedido. Si el titular de la tarjeta presenta una devolución del cargo, perderá tanto el producto como el dinero.

Lea también: